notas especiales

Domingo, 01 Marzo 2020 17:39

Cemento verde, amigable con el planeta Destacado

Cemento verde, amigable con el planeta Foto cortesía Argos

Argos, empresa del Grupo Argos, inició la fabricación y distribución de cemento verde, en el cual se disminuye el uso del tradicional clínker (material base para la elaboración del cemento), gracias a la incorporación de arcillas activadas térmicamente (puzolana artificial). “Nosotros lo que vemos es que la tecnología tradicional del cemento se venía agotando. Es un producto que se inventó en 1836, en Inglaterra, y que la química del cemento no ha variado mayor cosa desde esa época”, dice Tomás Restrepo, vicepresidente de la Regional Colombia de Argos, y agrega “Nosotros lo que estamos sustituyendo es el clinker. Ese Clinker es justamente el material intensivo en energía de nuestro proceso Cómo lo sustituimos, al momento final de la fabricación del cemento del proceso, entra menor cantidad de Clinker por cada tonelada de cemento que sale, empieza a entrar esta por otra parte del proceso a mezclarse con el Clinker”.

Lo que se busca en palabras sencillas, es hacer que térmicamente la arcilla al entrar en contacto el resto del material y con el agua, genere nuevo cemento. “Eso parece magia. Pues finalmente como convertir una arcilla, que hemos visto toda la vida en cualquier carretera, o finca de nuestro país, convertirla ya en algo que sirve como cemento”, indica, el vicepresidente de la Regional Colombia.

Para la compañía más innovadora, seguirle apostando a la calidad en sus productos, desarrollados con mejores prácticas de sostenibilidad para seguir apostándole a un mejor ambiente. “Estamos en sintonía con todos los que queremos cuidar nuestro planeta. Con entender que tenemos un reto de cambio gigante de cambio climático. Estamos en sintonía con los nuevos consumidores, quienes se preocupan por tener todos los días un consumo más responsable”, manifestó Juan Esteban Calle, presidente de Cementos Argos.

Esta apuesta, es un cambio radical que tiene la empresa en la fabricación de sus productos. El cemento verde, es un cemento más amigable con el medioambiente, dado que durante su proceso de producción se reducen hasta 38 % las emisiones de CO2 y un 30% el consumo de energía, en comparación con el estándar de la industria para el cemento Portland. Destaquemos que este nuevo producto mantiene la calidad y desempeño que siempre ha caracterizado a la compañía.

Con una inversión de más de 78 millones de dólares, la empresa elegida como la segunda cementera más sostenible en el mundo, inicia la fabricación y distribución de cemento verde. En su planta de Rio Claro, con una capacidad instalada de 2.3 millones de toneladas de cemento al año, por primera vez en el país se produce un cemento ambientalmente amigable. “Esta es una apuesta de mucho futuro de Argos. Estamos a la vanguardia de la industria. Lo tenemos hoy disponible en muchos mercados en Colombia, pero la idea es seguir desarrollando estos productos en todas las geografías donde tenemos presencia”, señaló Juan Esteban Calle.

Esta nueva línea con equipos de fabricación de cemento de última tecnología, le permite a Argos una mayor flexibilidad y la posiciona como la primera compañía productora de cemento en ofrecer a sus clientes un amplio portafolio de productos. Además, le permite a sus clientes personalizar cada vez más los productos de acuerdo a sus necesidades. “Hacer un cambio radical en la forma como se fabrican todos nuestros productos: Darle ejemplo al resto de la industria mundial, de cómo se hace un cemento ambientalmente amigable. Incorporar nuevas tecnologías de materias primas distintas, o sea nos salimos del espectro de las materias primas tradicionales, incorporamos nuevas materias primas. Y vamos a tener una química de nuestro producto que funciona distinto, diseñada específicamente por nosotros”, contó Tomás Restrepo, vicepresidente de la Regional Colombia de Argos.

Con un empaque que se sale del tradicional verde, que caracteriza a la compañía, el nuevo cemento verde llega en un saco que rinde no solo un homenaje a la naturaleza, la sostenibilidad, sino que refleja el compromiso de Argos con el medio ambiente y el planeta. La bolsa en papel kratf, biodegradable y con la resistencia necesaria para empacar el producto, ahora unas inmensas hojas, adornan los sacos que cuidan el planeta.

Visto 695 veces Modificado por última vez en Domingo, 01 Marzo 2020 17:45